BMW X5 3.0D: EL SEÑOR DE LOS CAMINOS

04/12/2001

El pasado mes de mayo BMW lanzó al mercado europeo, dentro del floreciente segmento de los vehículos recreacionales o todo terreno ligeros, EL X5 equipado con el motor turbodiesel de 184 CV.

GALERÍA DE IMÁGENES

Probamos el BMW X5 3.0 Diesel.  Fuera de la carretera, prefiere caminos en los que no haya obstáculos pronunciados.  Los recorridos de las suspensiones son más bien cortos.  Puede utilizarse tanto por campo como por asfalto.  No dispone de reductora.  El motor mueve con soltura los más de 2.000 kilos que pesa el X5.  Interior lujoso y muy cómodo.  Dispone de tracción integral permanente.  Cuenta con ayudas como el control dinámico de estabilidad (DSC).  El X5 3.0 Diesel ofrece prestaciones, equipamiento y buen confort de marcha. 

Puede utilizarse tanto por campo como por asfalto.

Puede utilizarse tanto por campo como por asfalto.
Volver a la noticia