08/06/2001

SUZUKI LIANA: UNA NUEVA ERA

Ese es el significado de Liana, frase que traducida al idioma de Cervantes es algo así como 'Vida en una nueva era'. Tan pretenciosa definición es la que Suzuki otorga a su nuevo modelo, que ya está disponible en concesionarios desde poco más de 2.300.000 pesetas.

El Suzuki Liana es un vehículo de líneas innovadoras y atractivas con el que la marca japonesa inicia una nueva era. Es un vehículo versátil y capaz, que se presenta en dos acabados, con un mismo motor de gasolina de 103 CV para ambos y precios que parten desde poco más de 2.300.000 pesetas. La 'New Age' de Suzuki ya está a la venta en los concesionarios de la marca.

Diseño funcional
El nuevo Suzuki Liana es un cinco puertas de amplio portón trasero que fusiona el diseño innovador y lo práctico. Su carta de presentación es la de mostrar una excelente habitabilidad con un buen comportamiento en carretera y satisfacción en su conducción.

Además, este modelo presenta tres cualidades fundamentales: exclusividad, deportividad y calidad. Así, el Liana, un modelo encuadrado en el segmento C, muestra funcionalidad y fácil manejo, ingredientes a los que cabe añadir un diseño que no pasa desapercibido por sus líneas atractivas e innovadoras (sobre todo la parte de atrás).

Mide 4.230 mm de largo, con un ancho de 1.690 mm y 2.480 mm entre ejes. La altura total es de 1.545 mm y el maletero tiene gran capacidad que aumenta al abatir los asientos traseros.

Habitáculo moderno y espacioso
El interior resulta también atractivo, con un salpicadero de líneas modernas y actuales (aunque el plástico de poca calidad desmerece el conjunto), en el que no falta la consola central y cuadro con velocímetro y cuentavueltas de cristal líquido de fácil y rápida visión.

El volante luce un original diseño y los asientos han sido conformados para minimizar la fatiga, además de proteger a sus ocupantes en caso de que el equipaje salga despedido en una colisión frontal.

Los ingenieros de la marca han pretendido maximizar el espacio, eso sí, sin despreciar la aerodinámica. Así, han conseguido diseñar un interior silencioso y confortable para los ocupantes, con grandes superficies acristaladas que favorecen la estancia en el vehículo.

Es un coche alto, lo que proporciona una sensación de amplitud, que es real en la zona para las piernas, tanto delante como detrás. Pueden viajar cuatro adultos holgadamente, mientras que el quinto pasajero irá más o menos cómodo, dependiendo del tamaño y solidaridad de sus compañeros de viaje.

Mecánica potente y eficaz
Por lo que respecta al propulsor, el Liana utiliza un motor de aluminio DOHC de 1,6 litros atmosférico de cuatro cilindros y 16 válvulas. La potencia es de 103 CV a un régimen de 5.500 rpm, con un par de 144 Nm a 4.000 vueltas, también alcanza una velocidad máxima de 170 km/h y se ofrece en versiones de 2WD y 4WD (tracción permanente a las cuatro ruedas). Según el fabricante, el consumo para la versión de 2WD es de 5,9 litros cada 100 km en carretera y de 6,3 litros para la 4WD.

En relación al equipamiento, el Liana incluye de serie dirección asistida, elevalunas eléctricos al igual que los retrovisores, cierre centralizado, aire acondicionado, doble airbag y laterales en la versión 4WD, ABS, inmovilizador, barras de protección laterales, etc. El precio es de 2.350.000 pesetas para la versión 2WD y de 2.625.000 para la 4WD y ambos se ofrecen con una garantía de tres años.

El Liana es pues la apuesta de Suzuki en lo que ha denominado como la 'nueva era', una forma de llamar la atención sobre la importancia y magnitud que el nuevo modelo representa para el fabricante del país del Sol Naciente.